Nuestra Señora de Altagracia, patrona de los dominicanos

Su celebración se lleva a cabo cada 21 de enero y su cuadro es uno de los pocos en el mundo estampado en oro puro.

Nuestra Señora de Altagracia es una de las Vírgenes más importantes en la República Dominicana, inclusive es tan grande que en un censo que han realizado años atrás se dieron cuenta que una de cada trece mujeres dominicanas fue bautizada bajo el nombre de Altagracia, además de que muchas iglesias en todo el país también llevan su nombre y están consagradas a ella.

Altagracia es considerada por sus fieles y devotos una Virgen milagrosa. Desde hace 500 años intercede ante su hijo Jesucristo para que intervenga positivamente en la vida cotidiana de los dominicanos.

El cuadro de Nuestra Señora de la Altagracia es uno de los pocos alrededor del mundo que está estampado en oro puro. Contiene 62 símbolos, entre los cuales resaltan: la imagen de Nuestra Señora de la Altagracia que representa la escena del Nacimiento de Jesús en el Pesebre de Belén y donde se destaca la maternidad de la Virgen. En el cuadro también se encuentra la Estrella de Belén o Estrella de la Navidad, la cual tiene ocho puntas y simboliza el cielo y tiene dos rayos extendiéndose hacia el pesebre, en el cual Dios está bendiciendo a su Hijo Jesús.